Un juez de Teruel condena al Santander a indemnizar a un cliente con hipoteca por incluirlo en el registro de morosos.

El Banco Santander es condenado por un Juez de Teruel, al haber inscrito a su cliente hipotecado en el Registro de morosos y tendrá que indemnizarle por intromisión ilegitima en el derecho fundamental al honor.

 En su Sentencia nº 1/2017 de 12 de enero, el Juzgado de Instrucción nº 2 de Teruel, ha condenado al banco de Santander a dar de baja en los ficheros de morosos la deuda con la figura inscrito un hombre que dejó de pagar algunas cuotas de la hipoteca de un apartamento y obliga a la entidad financiera a indemnizar a su cliente con 9.000 euros por los daños y perjuicios que le ha ocasionado.

Sin duda, una sentencia ejemplarizante, en la que se condena a la entidad financiera por entrometerse ilegítimamente en el derecho fundamental al honro del demandante al haber mantenido los datos del cliente hipotecado en dos ficheros de morosos una vez que las partes habían modificado el préstamo hipotecario suscribiendo la dación en pago parcial de la deuda así como la condonación parcial del importe restante.

La entidad financiera ha sido condenada a pagar a su cliente la cantidad de 9.000 euros por los daños y perjuicios ocasionados, puesto que el demandante no pudo hacer frente a la reparación de su vehículo, ni comprar uno nuevo al serle denegada la financiación, debiendo hasta pagar en efectivo el combustible para calentar su casa , puesto que las compañías suministradoras  no le financiaban dicha  la compra .

EL juez considera que la inserción de datos de personas físicas en un fichero de solvencia patrimonial constituye una intromisión en el honor de éstas e incide negativamente en su prestigio, reputación, en definitiva, en su dignidad personal.